Una broma de mal gusto: el árbitro decidió alargar el partido hasta el minuto 100

Tremendo

Miguel Ángel Ortiz Arias, del comité madrileño, ya prometía con el sorprendente descuento de tres minutos en la primera mitad, donde apenas hubo un cambio. Pero como en la segunda necesitaba cubrir cierto afán de protagonismo, decidió, sin absolutamente ningún criterio lógico por haber estado detenido el tiempo o interrupciones durante el juego, añadir 6 minutos de prolongación. Durante éstos, Arroyo necesitó ser atendido por una impresionante brecha en la cabeza, a lo que Ortiz Arias respondió añadiendo 4 más a los 6 que ya había añadido, por lo que pitó el final (tras inventarse un último corner a favor del Logroñés y señalar el final cuando el Alba iba a hacer el 2-0 en esa contra), en el minuto 100 del partido. Insólito.

Además, decidió expulsar al delegado Rodri por el siguiente motivo:
Una vez finalizado el partido, y estando en el terreno de juego, fue expulsado por dirigirse a mi en los siguientes términos: “que sepas que lo del descuento ha sido vergonzoso, ha sido vergonzoso”.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario