La previa: ‘Victoria o psicólogo’

Jornada 36

El Albacete tendrá que vencer su partido ante el Mensajero de La Palma (domingo, 12.30 hora peninsular, RTVC) si no quiere ver peligrar su liderato. Y es que para el choque de mañana en tierras canarias, los de José Manuel Aira solo tienen una posibilidad, la de llevarse los tres puntos de un ‘curioso’ Silvestre Carrillo.

De no hacerlo, es decir, de no conseguir el triunfo y de una victoria de Fuenlabrada o Toledo, los de Aira deberían tomar camino al psicólogo en pos de tratar una situación que complicaría mucho las opciones de liderar el grupo a final de temporada. Y es que con dos partidos que quedarán después de jugar ante el Mensajero, los blancos tendrán que medir muy mucho cada situación, ya que de no llegar primeros a final de curso, las posibilidades de ascenso de verían reducidas ostensiblemente.

Para el choque ante el Mensajero, Aira no podrá contar con Carlos Delgado, que arrastra unas molestias en el lado intercostal, ni Josán, que se lesionó el pasado lunes en el entrenamiento y tiene una rotura muscular en el abductor, teniendo el técnico que recomponer nuevamente su esquema por la dosis de mala suerte con las lesiones. Cierto es, que al menos no hay sancionados.

El once por el que apueste José Manuel es toda una incógnita, pues el encuentro de mañana domingo está envuelto en demasiados aspectos inestables como el viento, la lluvia (parece que puede llover), el cambio de hora e incluso el estado del artificial rectángulo de juego de La Palma. Está claro sin embargo que Tomeu Nadal será el encargado de liderar bajo palos al equipo, con Álvaro Arroyo en el lateral diestro y Noblejas en el zurdo. Mickael Gaffoor será el primero de los anclajes en defensa, mientras que para suplir a Delgado, el míster manchego tendrá tres opciones como Adri Gómez, Gálvez o Galas.

En el centro del campo las novedades seguirán existiendo, ya que dependiendo de la posición inicial de Rafa Gálvez dependerá el resto. Con Gálvez en el pivote, Iván Sánchez y Héctor Hernández parecen posicionarse sobre los extremos, con Dani Rodríguez y Fran Carnicer en la media punta. Sin embargo, y si no estuviera el corpulento jugador cordobés en la zona media, sería Marc Rovirola quien actuase de ‘coche escoba’ junto a los mencionados centrocampistas. Iván Sánchez parece claro que jugará, permutando su posición durante el transcurso de los minutos en las dos bandas y la mediapunta.

En ataque sería lógico que jugase Aridane Santana, si bien tampoco sería descartable que el entrenador blanco se decidiese por Isaac Aketxe en punta, intentando así dotar de mayor movilidad en los metros finales a un espeso Albacete que en los últimos partidos, exceptuando Navalcarnero, no ha ofrecido mucho gol.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario