[Opinión de Mario Simón] ‘Comandante Enrique Martín’

Columna

Después de la abultada derrota del Albacete Balompié en los pajaritos, todo lo que rodeaba al club pedía un cambio en su gestión deportiva, desde ese día José Manuel Aira pasaba a ser historia en el Albacete Balompié, entrenador sencillo, humilde y que consiguió algo nada fácil que es devolver al club a la liga de fútbol profesional, en un año.
Ahora llega Enrique Martín que es un entrenador totalmente opuesto a lo que habíamos tenido hasta la fecha; carismático, más impulsivo, más experimentado…….Estos relevos durante la temporada producen en el futbolista un cambio a nivel psicológico; una nueva motivación tras un comienzo de liga complicado, hace que todos tengan que volver a ganarse el puesto, reciben nuevos y diferentes mensajes de parte del nuevo entrenador, y sobre todo que en esa semana se habló de otra cosa que no fue la clasificación y de la derrota sino de la llegada del nuevo míster.

El nuevo Albacete Balompié no ha variado de estructura en el terreno de juego al de José Manuel Aira en sus últimos partidos, ya que desde el partido del Real Oviedo el equipo venia jugando con tres centrales, dos carrileros, un pivote, dos interiores y dos delanteros, sistema que ya utilizo el Alcorcón de Julio Velázquez en su enfrentamiento con el Albacete en la tercera jornada.
Enrique Martin Monreal utilizo en su alineación titular 4 jugadores que consiguieron el ascenso la temporada pasada y 7 de los nuevos fichajes de esta temporada, todos de los que fichó el nuevo director deportivo Nico Rodríguez.

La unida variante que podríamos observar en en el once inicial es que se retrasó la posición de Jon Erice y para dar entrada en el once a Susaeta teniendo así dos interiores de perfil claramente más ofensivos, algo que sirvió para tener mayor posesión y más llegada al área rival. También como factor importante el Albacete se mostró ayer como un equipo con una presión mucho más adelantada de lo habitual lo que ayudo a recuperar más cerca de la portería rival, y con un nivel de agresividad alto en la faceta defensiva.
Vamos que cambiaron cosas…..hasta el míster cambio de banquillo no sabemos si por superstición o por estar cerca del linier.
De nota alta ayer la afición del Alba, que animo a su equipo en los momentos difíciles y que sabe que la permanencia se va a jugar en el Belmonte por lo que la comunión con el equipo debe ser fundamental.

Lo importante, es que este cambio tenga duración en el tiempo, vamos lo que dijo el míster en rueda de prensa “despega el 747” y que vuele mucho tiempo que es lo que necesita el club para volver a tener estabilidad en su regreso a la Liga 123.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario