3-2: El Albacete sigue caminando por su particular desierto

Escrito por: Hugo Piña

sábado, 12.05.2018

A la octava tampoco fue la vencida. El Albacete Balompié ha caído en el José Zorrila por 3-2 ante el Valladolid. Los goles de Zozulia y Bela no sirvieron para sumar en positivo y los de Enrique Martín acumulan una jornada más sin ganar en un final de campaña en el que no terminan de certificar la permanencia en la Liga 123

Con dos cambios con respecto al partido ante el Cádiz como Mariano Bittolo y Néstor Susaeta, así arrancó el planteamiento inicial Enrique Martín en Valladolid en lo que fue la trigésimo novena jornada del Campeonato Nacional de Liga. Visto (casi) para sentencia el hecho de la permanencia, el cuadro albacetista compareció en el José Zorrilla con la firme intención de asegurar una salvación que pasaba hoy por un estadio más que complicado por el del Pucela.

 

En los primeros compases de partido se pudo ver a dos equipos que se tantearon en exceso, rompiendo para el 14’ de partido el ‘celo’ los de Sergio González con el gol de Jaime Mata tras un penalti provocado por él mismo y en el Mickael Gaffoor le hizo penalti. El pichichi de la Liga 123 no falló y estableció el primero de la tarde en el electrónico de Zorrilla. Sin embargo, el Albacete no se amilanó y, segundos más tarde, Roman Zozulia volvería a equilibrar el marcador tras un brillante cabezazo. El ariete ucraniano sumaba su octava diana de la temporada y ponía con ello fin a su racha, que ha durado toda una vuelta: sus últimos dos goles fueron precisamente al Real Valladolid.

 

Tras el inicio medido de partido y tras los dos goles que campeaban en el electrónico, el encuentro de esta tarde en el José Zorrilla se volvía dinámico, inusualmente atractivo para el espectador, pero sobre todo activo en las áreas de uno y otro equipo. Susaeta de falta directa y Héctor Hernández en un mano a mano con Masip fueron las acciones más peligrosas de los de Enrique Martín en los primeros cuarenta y cinco minutos. El Valladolid por su parte intentaba generar juego ofensivo a través de las bandas, pero sobre todo desde el centro de mando con Toni Villa, quien al borde del descanso hizo intervenir de manera vistosa a Tomeu Nadal con una gran palomita.

 

 

En la segunda parte los derroteros comenzaron de manera similar, con un Albacete que no se amilanaba, pero en el que sí concedía. Y vaya que si lo hacía, cuando en el 51’ Toni Villa y en el 64’ Jaime Mata ajusticiaban a un Alba que encajaba por primera vez tres dianas en un partido en la ‘era Martín’. Fueron los peores minutos del conjunto manchego, totalmente desnortado y sin grandes opciones aparentes de reacción en una versión ofrecida que poco o nada debería gustar a sus hinchas.

 

La bruja de Campanas decidió para entonces aligerar carga y dar entrada a Bela primero y Acuña después en ataque. Entre tanto, Zozulia provocaría el que sería el segundo penalti de la tarde tras unas manos claras de la defensa pucelana. El franco-congoleño Bela no fallaría desde los once metros y reduciría distancias en el electrónico del José Zorrilla. Pero claro, las fuerzas para entonces no eran las idóneas y el Valladolid, un equipo perfilado para conseguir el ascenso o cuanto menos luchar por ello, supo enfriar las cualidades de los pupilos de Martín.

 

En resumen, podemos decir que un mal arranque en la segunda mitad condenó al Albacete Balompié en el José Zorrilla, encajando dos tantos y ofreciendo una versión más que preocupante de cómo, entre unos y otros, dejaron entrever que la tensión no es la misma que hace unos meses en las filas del equipo blanco. Habrá que pensar en la siguiente estación de los manchegos, que será, nada más y nada menos que en La Romareda ante el Real Zaragoza el domingo 20 de mayo.