Manu Fuster durante el Albacete-Málaga. ALBACETEBALOMPIÉ

El calor en agosto o las lluvias de septiembre, entre las posibles causas del estado del césped en el Belmonte

Escrito por: Hugo Piña

martes, 08.10.2019

Estas son al menos algunas de las causas tangibles que se están vertiendo en estos momentos sobre el mejorable aspecto del Carlos Belmonte y su césped. De cara al partido de este domingo ante el Oviedo se confía desde la dirección del Albacete Balompie en que el verde se encuentre en óptimas condiciones para la práctica del fútbol y deje por fin de levantarse y de mantener una grosería inestabilidad que podría causar alguna lesión sobre los protagonistas.

La palabra clave en todo este asunto es el de enraizar, ya que el tepe del Belmonte no lo ha hecho al completo y por ello el césped no se encuentra todavía agarrado al suelo de arena que se trajo de La Roda.

Así las cosas, el calor en agosto o las lluvias de septiembre, se encuentran entre las posibles causas del mal estado del césped en el Belmonte y que ahora mismo centra una importantísima parte de la atención en el Club.

Y es que la rajada del vestuario del Alba sobre el césped fue notable en la disputa del último partido de liga, frente al Racing de Santander. Fue entonces cuando Ramis y uno de los capitanes como Arroyo pusieron -públicamente- el grito en el cielo con un césped al que calificaron de muchas manera y al que incluso fueron una especie de ultimátum.

Este próximo domingo el Alba volverá al Belmonte frente al Oviedo, en una nueva jornada liguera en la que como hacemos mención, se está trabajando al máximo desde todos los estamentos del Club para revertir una situación que no gusta en el seno del vestuario manchego. Así como a su afición, que ve como el césped se encuentra en medio de una polémica en la que en Valladolid (hace un año) ya presenciaron tras el oneroso partido disputado frente al Barça.