El director deportivo que llevo dentro: Rubén Gálvez, el gato de las paradas imposibles

Escrito por: Rafa Gil

lunes, 22.06.2020

Es cierto que la posición que quizás el Albacete complete con más solvencia es la portería, sin embargo siempre hay que estar preparado porque nunca se sabe cuándo tendrás que reforzarte con un guardameta de garantías en el caso de que Tomeu Nadal se marche. Es por eso que esta semana os traemos a uno de los cancerberos que mejor rendimiento han dado en la presenta temporada en Segunda B. Él es Rubén Gálvez, un tipo que se ha colado en varios de los onces elaborados por los especialistas en la categoría. Reflejos, balones sacados bajo los palos de ciencia ficción, Gálvez es uno de esos porteros que salvan puntos para su equipo.

Acaba de cumplir 27 años, lleva rindiendo bastante bien en equipos andaluces desde hace tiempo. Sus andanzas comenzaron en el Recreativo de Huelva, ya que es natural de la localidad onubense de Aracena, y fue en la campaña 12/13 cuando tuvo ficha con el primer equipo. Dada su juventud fue suplente durante todo el curso, sin embargo pudo disputar dos encuentros ante el Huesca (donde dejó la portería a cero) y ante el Córdoba. Al año siguiente, solo puede jugar en Copa del Rey, supera dos rondas eliminando al Sporting de Gijón y al Lugo, en dieciseisavos de final se enfrentaron al Levante de Primera División y pudo dejar la puerta vacía en el encuentro de ida. Viendo sus buenas condiciones, en el decano del fútbol español deciden cederle a Segunda B  para que se foguee y se marcha precisamente al conjunto contra el cual había debutado en Segunda, la SD Huesca, lo hace en el mercado de invierno tras no tener oportunidades en el Colombino. En el Alcoraz, ocupando plaza de sub23, los objetivos deportivos no marcharon bien ya que el cuadro aragonés se quedó lejos del play-off. Y solo defendió la portería oscense en dos ocasiones, en un ninguno de los dos encuentros su equipo acabó derrotado.

Tras esta cesión regresó a Huelva y se fue estableciendo poco a poco como titular. En la 14/15 asciende hasta los 15 partidos como titular en Segunda. Precisamente esta campaña juega dos veces en el Carlos Belmonte, dos derrotas por cierto, una en liga y otra en Copa. A partir de entonces ya es el amo de la portería en Segunda B para su equipo, en la 15/16 juega 35 encuentros donde deja en 11 ocasiones su marco imbatido. En la siguiente temporada, suma 30 partidos como titular y con el equipo en muchas complicaciones deja la portería en blanco 12 veces. En el curso 17/18, pierde la titularidad y no juega absolutamente nada, es por ello que decide dejar el club donde se ha criado.

En verano de 2018 aterriza en tierras gaditanas para jugar en el San Fernando donde se convertido en una referencia. En su primera temporada allí, vuelve a dar un rendimiento sublime con 28 goles encajados nada más y dejando la portería a cero en 16 de los 35 enfrentamientos que disputa. Siendo el tercer portero menos goleado del grupo IV. Por lo que respecta a la campaña actual, la cual se suspendió por el coronavirus, Gálvez estaba espectacular. Con su equipo cercano a la promoción de ascenso. En 10 ocasiones imbatido y solo 25 goles encajados. Circulan muchos videos en Internet con una colección de intervenciones que ha realizado que son dignos de un guardameta de la élite. Ha sido una de las sensaciones de la Segunda B, no solo en el grupo IV si no en toda la categoría.

Una de las razones por la cual puede ser un portero apetecible es porque termina contrato con el San Fernando. Estas semanas últimas ya se han venido realizando operaciones en la categoría de bronce del fútbol español, pero de Rubén Gálvez nada se sabe. Su nombre es muy goloso y puede estar en la terna de conjuntos punteros del tercer escalafón del balompié nacional. Eso hace indicar que puede estar algún club de la Liga Smartbank detrás de él, lo que está claro es que habría que tenerlo muy en cuenta en caso de reforzar la portería.

Noticias relacionadas