El director deportivo que llevo dentro: Severin, la polivalencia en la defensa

Escrito por: Rafa Gil

jueves, 13.08.2020

Nos volvemos a fijar en una liga de segundo nivel europeo, en las cuales son buenos caladeros en busca de nuevos talentos. En este caso, nos marchamos a Suiza a unos de los equipos animadores del campeonato helvético. Allí juega Yoan Severin, defensor francés de 23 años que puede actuar en varias posiciones de la zaga y pertenece al Servette. Un jugador que viene de una de las grandes canteras del viejo continente.

Severin es un jugador de enorme velocidad. Ágil y rápido al corte. Un especialista en realizar coberturas defensivas. Se ha criado en las mejores canteras tanto en Francia como en Italia, nacido hace 23 años en la localidad francesa de Villeurbanne, una de las ciudades dormitorio de Lyon. Empezó a jugar precisamente en las categorías inferioresdel Olimpique, donde poco a poco fue quemando etapas, con 15 años acabó su etapa en el club de Gerland y se marchó al Evian, que entonces se encontraba en la segunda división gala, aunque en un primer momento fue a parar al filial. Allí estuvo a muy bien nivel y llamó la atención de la Juventus. El club turinés lo contrató para su equipo primavera(campeonato de filiales del país transalpino), donde estuvo un total de 3 temporadas, entre los 17 y los 20 años. En el cuadro italiano, el chico prometía mucho pero vivió un calvario con las lesiones, puesto que en su primera campaña solo disputó 4 envitespor un rotura de ligamento en su rodilla. Tampoco tuvo suerte en la siguiente temporada puesto que solo alcanzó los 15 encuentros ya que tuvo una lesión de rodilla, esta vez en el menisco, que también le alejó mucho tiempo de los terrenos de juego. Su último año estuvo renqueante por una recuperación a marchas forzadas y solo fue alienado en 10 contiendas.

Con 20 años vivió su primera experiencia fuera de un conjunto satélite, se marchó a la liga belga, concretamente al Zulte Waregem. Un conjunto donde disputaría la Europa League en el curso 17-18, periodo en el que estuvo cedido, sin embargo Severin no cuajaría una buena etapa. En tierras belgas, solo disputaría un partido.

Las dos últimas temporadas las ha pasado en el Servette de Ginebra. El año pasado se rencontró con el fútbol siendo uno de los hombres claves en la filas del equipo suizo con un total de 23 partidos. Consiguiendo además dos tantos. Actuando primordialmente en el carril izquierdo. En la actual campaña ha sido mayoritariamente suplente, en el que solo ha sido 4 veces titular. Además, tampoco le ha favorecido la ausencia de competición por el coronavirus, ya que en las semanas previas a la reanudación de la liga del país alpino tuvo una lesión muscular en forma de rotura fibrilar que no le ha permitido jugar todavía ni un solo minuto.

A pesar de su historial de lesiones que poco a poco va superando hablamos de un jugador valorado, y es que Severin ha sido convocado varias veces con la selección francesa, con la sub21 concretamente. Formó parte del combinado galo que acudió al Mundial sub20 de 2017.

Se trata de un jugador que se deja en el alma en el campo, expeditivo y muy ordenado en defensa. Se sabe sumar al ataque cuando juega de lateral. Y cuando lo hace del central, se desvuelve bastante bien, es fantástico para cerrar cuando el equipo está volcado en ataque porque sabe recular y cubrir espacios. En definitiva, es un zaguero que da muchas garantías. Aún es joven, si las lesiones le dejan, aún tiene mucho que decir en el mundo del fútbol. La polivalencia en defensa es positiva y eso hace interesante su fichaje. Es un chico que recomendamos por su versatilidad, otra cosa es si querrá salir de Ginebra, igual si aparece un club que le ofrezca más minutos que en su último año en el Servette, igual se lo piensa.

Noticias relacionadas