El próximo rival del Albacete se encomienda a San Lorenzo para ganar en el Belmonte

Escrito por: 5 más el descuento

miércoles, 24.08.2022

La Basílica de San Lorenzo volvió a acoger, una temporada más, a la familia de la SD Huesca. Plantilla, cuerpo técnico y trabajadores del club realizaron este martes la ya tradicional ofrenda al patrón de la ciudad, para pedir su apoyo en la temporada que comienza.
El párroco de la Basílica, Manuel Malo, fue el encargado de celebrar el acto, dedicando unas palabras a la plantilla reunida, destacando la influencia de los futbolista, especialmente entre los más pequeños, y su obligación de ejercer como buenos referentes para ellos.

El presidente de la entidad azulgrana, Manuel Torres, puso voz al club para dirigirse al patrón. “Siempre presente en nuestro vestuario y en nuestras celebraciones, símbolo de una ciudad y de su equipo de fútbol”, y añadía, «venimos a ofrecer trabajo y esfuerzo y a pedirle que nos guíe, cuide la saludd de nuestros deportistas y nos ayude a competir».

En este caso, los encargados de llevar a cabo la ofrenda de flores bajo la imagen del santo fueron los capitanes de los diferentes equipos del club. Jorge Pulido del primer equipo, Gustavo Abizanda de la SD Huesca B, Paz Sánchez del Femenino y Laura Montes por parte del Genuine.

Tras el emotivo momento, la tradicional foto de familia puso el final a un acto ya ineludible para el club azulgrana.