Una posible sanción en el Huesca-Nástic dejaría ya salvado al Albacete

Pendientes

El Confidencial destapaba esta semana las sospechas que se han generado en torno al Huesca-Nástic del pasado domingo, después de que varias casas de apuestas retirasen el partido tras entrar grandes cantidades de apuestas desde Ucrania y China.

Esto, según informa el diario AS, conllevaría la posible aplicación del Código Disciplinario de la RFEF que en su artículo 71.1 apartado b, dispone que el intervenir en “acuerdos conducentes a la obtención de un resultado irregular en un encuentro” se considera una infracción muy grave y se les sancionaría con la pérdida de seis puntos “a los clubes implicados además de anular el partido aunque este podría repetirse “en el supuesto de que uno de los oponentes no fuese culpable” y se viese perjudicado. Es decir, aunque el partido podría tener que repetirse, el Huesca perdería sólo los puntos de la sanción (-6) y no tendría todavía el ascenso directo mientras el Nástic de Tarragona perdería los seis de la sanción más los tres del partido, que ganó por 0-1 y que se anularía.

De aplicarse esta sanción, tal y como adelanta AS, el Nástic entraría de lleno en descenso quedándose en estos momentos con 43 puntos si solo los sancionaran a ellos (pudiendo ser 46 si ganara la repetición del partido en Huesca, pero estando matemáticamente descendidos si dicho partido lo empatasen o perdiesen), y en el caso de que sancionaran a ambos clubes quedándose con 40 puntos y sin repetición posible del partido ya como equipo de Segunda B.

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario