El Huntec Albacete FS hace lo que puede en Sacedón (6-3)

Fin de la liga

En difícil circunstancias viajaba el conjunto de Tomás Zafrilla a la cancha del segundo clasificado. Con muchas bajas, con tan solo 8 efectivos, entre ellos ningún portero a disposición del entrenador. A pesar de ello, el Albacete realizó un enorme partido, a punto estuvieron de dar la sorpresa en Sacedón. En los minutos finales, ante un Albacete FS fundido, el cuadro alcarreño machacó a los blancos con un marcador más amplio.

Dicen que la figura del portero-jugador en fútbol sala sirve como recurso para crear superioridad y es una arma para cuando los partidos se ponen mal. Pues este sábado, el Albacete FS tuvo que hacer que dicho recurso se convirtiera en una forma de jugar. No obstante, los primeros minutos fueron de agobio para los albaceteños ya que el Sacedón salió con ganas de poder ponerse por delante rápidamente. Así, tras un par de acercamientos peligrosos, José Ángel abría la lata para los verdes en el minuto 2. Poco después, el jugador franquicia de los de Roberto Urrea, Rubén Marcos hacía el 2-0.

Con el partido ya muy cuesta arriba el Albacete se quitó los nervios de en medio y fue creciendo poco a poco. Con una presión muy alta y con posesiones muy largas los de Zafrilla empezaron a crear aprietos en el conjunto local. De hecho, Diego Yeste tuvo un par de ocasiones ambos tras un buen pase de Resta, que por cierto se pegó una auténtica paliza a correr puesto que llevó la camiseta de portero-jugador. El pívot, también tuvo la suya, pero el guardameta del Sacedón metió una buena mano. A pesar de estos arreones, el Sacedón hizo el tercero a falta de dos minutos para el descanso. Mario fue su autor.

Tras la vuelta del vestuario, el conjunto se relajó en exceso ante un Albacete que tenía claro lo que hacer. En el minuto 24, Diego Yeste remataba una rápida contra para hacer el 3-1. Un minuto después, otra vez el bueno de Diego Yeste materializaba una jugaba combinativa y generaba dudas en el cuadro verde. En el 28, vino la jugada que pudo cambiar todo, Pepe en una triple ocasión tuvo el empate en sus botas, pero el larguero y la intervención de Chema, el segundo cancerbero del Sacedón, evitaron el empate.

El Albacete entregó la cuchara en los últimos cinco minutos, cuando Chema desde propia portería y Mini sentenciaron el choque. A pesar de ello, Jacinto y Gaby maquillaron el marcador en cada uno de los bandos en el último minuto.

Tras los dos resultados negativos, el Huntec Albacete FS cae hasta la sexta posición. Los de Tomás Zafrilla terminan con buen sabor de boca, donde las lesiones en momentos claves lastraron las aspiraciones, a pesar de ello desde el club están satisfechos por lo realizado en esta campaña.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario