¡Soluciones ya! (5-1)

La crónica

La mala fortuna condicionó por completo un partido en el que el Albacete dio fe de que necesita hacer cambios. La espiral es tan negativa que hasta el propio Gaffoor se anotó uno de los goles en propia puerta que darán la vuelta al mundo y que, como decimos, recalcó que se ha de remozar el proyecto. Zozulia anotó el único tanto de los manchegos en la primera parte, en el que la mala fortuna hizo que incluso su mejor futbolista Jeremie Bela acabase lesionado

 

Repitió Aira Lindoso el mismo esquema del pasado domingo hoy en Soria. A excepción de Dani Rodríguez y Héctor Hernández, el Albacete saltó a Los Pajaritos con el mismo once y con las únicas variaciones de Quim Araujo y Jeremie Bela para intentar asaltar un feudo que hasta la fecha había sido inexpugnable para los locales. Tres triunfos de tres partidos disponían los de Arrasate para recibir a un Alba que quería calibrar su estado de forma tras sumar en la última jornada su primer triunfo.

El choque comenzaría con un Albacete bastante intenso en las líneas finales, con Bela y Zozulia actuando como referentes ofensivos y con Erice y Araujo comandando los primeros compases del partido. El Numancia por su parte esperó que el ritmo de relajase y apostar con ello a la contra y sobre todo a la velocidad de sus bandas en Los Pajaritos. Primeras ocasiones no obstante para unos y otros que no veía puerta en un partido que comenzó a ver cómo pasaban los minutos.

El cuadro local para entonces comenzó a dominar claramente el juego, sobre todo por la banda diestra donde era un autentico quebradero de cabeza para los defensas blancos. Saveljich en varias ocasiones dispuso de su enorme potencial para evitar que los sorianos se adelantasen en un partido que entrada la media hora disponía de grandes pérdidas de equilibrio. Jeremie Bela se lesionaría en la primera parte ya que arrastraba unas molestias en su tobillo que en Los Pajaritos y en un lance producido por él solo le terminaría de apartar del verde.

Aira tuvo que remozar el equipo para entonces y meter a Néstor Susaeta, cambiando con ello de dibujo táctico del Albacete en Soria. El equipo lo notó y minutos después, cuando aún estaba administrando el cambio de dibujo vendría el tanto de Manu Del Moral. Corria el 44′ de partido y Nili no estuvo fino en una contra local que terminó de rematar el delantero soriano con la espinilla. Sin embargo la capacidad de reacción de los de Aira fue óptima de nuevo en este comienzo de curso, y tan solo un minuto después, en el 45′ Roman Zozulia igualaría de nuevo el marcador con una jugada que rebosó garra y definición.

 

Nada más reanudarse el partido en Los Pajaritos y en una de las acciones que recordarán los aficionados blancos, Mickael Gaffoor se anotaría el gol tonto de la jornada y puede que de la temporada. Él no quería pero desde luego que la acción marcó a un Albacete que quedó noqueado nada más comenzar la segunda parte. El resto de la historia, cualquier aficionado albacetista ya la conoce y no se la merece.

Y es que sí, lo intentó el equipo con un Espíndola que mejoró notablemente el ataque manchego. Ayudado en alguna acción puntual por las acometidas ofensivas que filtraron Susaeta o Nili, los de Aira Lindoso denotarían una leve mejoría en las intenciones que sin embargo quedarían cercenadas con los tantos de Pere Milla primero, Dani Nieto después e Higinio por último. La espiral de los de Aira no solo es conocida si no que ya comienza a ser sonrojante y, con mala fortuna mediante, parece irrevocable en las aspiraciones de los blancos por salvarse.

Ido. Así concluyó el Albacete la segunda parte donde el Numancia le arrojó al mar con el cuerpo echo cadáver. Ni piedad tuvieron los de Arrasate con un equipo, el de Aira, que evidenció las lagunas que mostró otrora. Veremos si esta abultada derrota determina un cambio que por otra parte parece necesario si los nuevos gestores desean llevar a buen puerto su compra.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

1 Comentario en ¡Soluciones ya! (5-1)

Dejar un comentario