[ENTREVISTA] Rodri: “El deseo para 2018 es que el Albacete Balompié ascienda a Primera”

Delegado del Alba

Rodrigo Sánchez Picazo posando para 5maseldescuento.es/Hugo Piña

La desdicha del mítico Pedro Martínez Bravo trajo consigo la fortuna de Rodrigo Sánchez Picazo en la función como delegado del Albacete Balompié. Y es que con apenas 31 años de edad y con la tarea de suplir al excelso Pedro, éste joven albacetense -de lo cual se siente enormemente orgulloso- le fue encargada la tarea de dirigir como delegado del Alba a la entidad deportiva más representativa de la provincia y también la región.

El 31 de diciembre de 2010 le fue encomendada la tarea a un Rodri que, siete años después concede esta entrevista a 5maseldescuento.es y donde repasa cómo fue su llegada al primer equipo, cuales son sus tareas como delegado e incluso relata cual será el deseo que le pedirá al nuevo año que a punto está de entrar. También y con motivo de su reciente infortunio el pasado verano, donde un balón durante el amistoso Albacete-Getafe le hizo tener que pasar a posteriori por el quirófano ha hablado un tipo de pocas palabras pero brillante en la forma de decirlo.

El Alba comunicaba el 31 de diciembre de hace ahora siete años lo siguiente de Rodri: “El Consejo de Administración del Albacete Balompié ha decidido nombrar a Rodrigo J. Sánchez Picazo como nuevo delegado del Albacete mientras se espera la recuperación de su enfermedad de Pedro Martínez Bravo […] Fue árbitro entre los años 1995 al 2004, llegando a arbitrar en Tercera División y a ejercer de árbitro asistente en 2ªB. Como delegado comenzó ejerciendo estas funciones en la temporada 2005-2006 en el Cadete del Albacete, pasando posteriormente a ser el delegado del Juvenil División de Honor, puesto en el que estuvo entre los años 2006 al 2009. Durante la presente temporada Rodri ha sido el delegado del Juvenil Nacional de la Fundación”.

La entrevista a Rodri, delegado del primer equipo del Albacete Balompié:

 

Pregunta: Todo el mundo, cuando habla de Rodrigo Sánchez Picazo, lo hace bien de ti, ¿como se consigue eso?

Rodrigo Sánchez Picazo: “La verdad que no lo sé (entre risas), imagino que siendo natural y uno mismo. Siempre voy de cara con la gente”.

 

P.: ¿Qué tal te encuentras de tu operación en el ojo izquierdo?

Rodri S. P.: “Me encuentro regular aún. Han pasado ya tres meses de la operación y todavía tengo algunas secuelas, aunque poco a poco voy mejorando y esperemos que este impasse de tiempo se quede en una anécdota”.

 

P.: ¿Como es ser el delegado del Albacete Balompié?

Rodri S. P.: “Para mí que además soy de Albacete, es un privilegio tener este cargo. Es una gran satisfacción ser el delegado del primer equipo durante tantos años. La gente tiene muchísimo cariño y yo me siento súper feliz de poder ser el delegado del Alba”.

 

P.: ¿Qué atribuciones tiene un delegado en el primer equipo del Alba?

Rodri S. P.: “Soy el encargado de gestionar los viajes, la logística con sus desplazamientos del primer equipo incluidos. Además, también soy uno de los encargados para que en el día a día los jugadores y cuerpo técnico se sientan más cómodos. Son de fuera y tratamos de hacerles sentir como en sus casas. Ayudamos en todo lo que podamos velando por los intereses del Albacete Balompié. Luego en un partido de fútbol, que al final es lo que realmente la gente puede ver, trato de que vaya por los cauces normales. Que no haya incidencia y sin que el club se vea perjudicado. Ayudamos a los árbitros que cada jornada vienen para que se sientan cómodos y tengan su vestuario listo”.

 

P.: ¿Cómo fue tu llegada al primer equipo?

Rodri S. P.: “Llego al Alba por Chuti Molina, él estaba de director deportivo y yo estaba como árbitro. Lo dejo y me pasé a las categorías inferiores del Albacete Balompié durante cuatro años. Cadete, juvenil y división de honor, de ahí me llamó Ferre para la primera plantilla debido a la desgracia de Pedro. Me gustó la idea y enseguida acepté. Desde entonces por aquí estamos”.

 

P.: ¿Qué recuerdos tienes de Pedro Martínez Bravo?

Rodri S. P.: “Dentro de los delegados es muy querido, todavía cuando vamos por los campos de España me siguen recordando la figura de Martínez Bravo. Todo el mundo me cuenta muchísimas anécdotas buenas suyas. El trato que tuve con él fue siempre fenomenal y siempre me ayudó muchísimo. Me dio muchos consejos y estaré eternamente agradecido a Pedro Martínez Bravo”.

 

P.: ¿A qué se dedica el delegado del Alba cuando no es delegado?

Rodri S. P.: “Junto a mi hermano regentamos una distribución de productos químicos y de limpieza en el polígono Campollano. Con eso nos ganamos la vida diariamente”.

 

P.: ¿Existe alguna diferencia entre ser delegado del Alba en 2A y 2B?

Rodri S. P.: “El cambio es radical, aunque las funciones son casi las mismas. Básicamente haces lo mismo, aunque en Segunda División se le mira a uno un poco más. Se exige algo más para desempeñar la función de delegado y todo es mucho más profesional”.

 

P.: ¿Cuál es el momento más emotivo que ha vivido hasta la fecha?

Rodri S. P.: “Los dos ascensos que yo he vivido han sido muy bonitos, sobre todo el primero de 2014. No sé si fue porque era el primero, pero aquel de Luis César lo viví con muchísima intensidad. Esos dos días los viví mucho. Además, tengo marcado otro partido cuando nos elimina el Real Oviedo en 2013 en el play off de ascenso. Veía al equipo que podía subir y no hacerlo fue un palo duro. Se me ha quedado grabado”.

 

P.: ¿Y el momento exacto más triste que ha vivido como delegado?

Rodri S. P.: “Uno de los momentos más amargos fue un partido con Mario Simón en el banquillo. Fue un desplazamiento a Tarragona y donde casi se certificaba el descenso del Alba a Segunda B veintitantos años después. El viaje de vuelta fue como un velatorio”.

 

P.: ¿Qué deseo le vas a pedir al 2018 como delegado del Alba?

Rodri S. P.: “El deseo del 2018 como delegado del equipo es ascender a Primera División. Será el único que haga y espero que se pueda cumplir.

 

Sé el primero en comentar

Dejar un comentario