Martín: “Vamos en avión a Tenerife y no sabemos si aterrizaremos o qué”

Escrito por: Hugo Piña

miércoles, 30.05.2018

Enrique Martín Monreal ha comparecido esta mañana en sala de prensa. El técnico del Alba ha repasado la actualidad del equipo manchego antes de viajar, este jueves por la tarde, a Tenerife. Allí, el equipo jugará su último partido de Liga, con el objetivo de ganarlo para conseguir salvar una agónica situación.

En Tenerife no podrán jugar Bela, Gaffoor y Chus Herrero. Esteban Saveljich veremos si puede jugar, o no.

 

Gorosito llegará. Quedan entrenamientos y veremos cómo están los demás.

 

Gaffoor se ha resentido y no estará.

 

Jon Erice está infiltrado y veremos durante la semana. Tenemos a cuatro futbolistas en esa posición y ya veremos en el centro del campo. Cifu jugará y Bittolo también.

 

Erice viaja a Tenerife.

 

La alineación está clara y no hay secreto, está todo claro.

 

Al vestuario lo veo bien. Les estamos haciendo ver las situaciones que hemos vivido algunos en estas circunstancias, no tenemos que pensar absolutamente nada. Normalmente te llegan pensamiento de todo, noticias, twitter… y yo no vengo de los infantiles. Todo lo que uno no pueda controlar es una perdida de energía terrible. Tenemos que tener la misma intensidad del domingo, no quiero noticias en el banquillo. Los que estemos en Tenerife estaremos centrados en el partido.

 

El presente es lo que vale. Vamos en avión y no sabemos si aterrizaremos o qué. Qué vas a pensar, que aterrice y después veremos. Nunca se sabe si volveremos el domingo, si Dios quiere volaremos. Es una realidad, aunque pensamos que no nos pasará nunca. Es mi filosofía de vida.

 

No quiero a nadie en el banquillo pendiente de lo demás, tenemos que sacar nuestro partido adelante, con la intensidad que hemos tenido esta temporada. A partir de ahí tendremos que acertar.

 

La mente se desvía porque te vienen cosas. No podemos perder la energía en estas historias. En los últimos partidos de todas las ligas pasa igual. El run run de final de temporada, se pierde gran energía. No podemos despistarnos. Lo más bonito es llegar al final dependiendo de nosotros mismos. Si no lo hiciéramos, estaríamos jodidos. Tenemos que hacer y nos da igual lo que hagan los demás.

 

Espero un rival profesional que cuando compites vas a ganar. He sido futbolista y me ha tocado de todo, incluso lo que al Tenerife. La intensidad de unos y otros está ahí. Teóricamente debemos tener un pasito más porque nos jugamos la vida. No significa que el Tenerife no quiera ganar el partido, aunque nosotros tenemos que ir al máximo. El Huesca-Nàstic no me sorprende lo que pasó. Te falta ese instinto. Espero que mi equipo tenga la intensidad del domingo pasado.

 

Antes no había apuestas. El Huesca querría ganar seguro, pero el Nàstic se jugaba la vida. Aunque quieras no te va, lo he vivido. Entra dentro de lo que creo que podría pasar. El que más se juega suele ganar. Ahora está todo con el rollo de las apuestas, puede pasar, pero estoy seguro que el Huesca de llegar en otras condiciones hubiera jugado de otra forma. Ahora todo está vigilado, no puedes ir al baño solo.

 

En el descanso estábamos en Segunda B y en el 89’ igual. Y en el 92’ en Segunda. Después de esa experiencia… lo veo así. Aquel año con Osasuna dependíamos de otros. Entras en un estado de confianza y no puede ser. Tenemos que defender bien. En Sabadell no pensábamos que estaba todo hecho, y al final nos equivocamos y empatamos.

 

Hay que ganar, me da igual lo que haga el Almería. Tenemos que tener vigilancias atrás. No podemos volvernos locos. Hasta el 92’ dura un partido. Hay que ganar, no hay que hacer otra cosa. No podemos ver lo que hacen los rivales. La gente es profesional y siempre irán todos a competir. Todos los que estamos ahí querremos ganar. Con tanta igualdad puede pasar cualquier cosa.

 

La semana que viene entrenaremos algún día. Entiendo que la temporada empieza pronto, pero la gente tiene que marcharse de vacaciones.

 

Teniendo la actitud que hemos tenido siempre. En Zaragoza perdimos 4-1 y llegamos veinte veces. No hemos el ridículo, hemos hecho grandes partidos en los diez últimos partidos. Pido a la afición que tenga fe en su equipo, nos vamos a dejar la piel. Dependeremos del acierto, aunque estoy convencido de que el Alba saldrá adelante.