Pedro Sánchez y Dani Ojeda o cómo pasar de la nada al todo en el mismo partido

Escrito por: Hugo Piña

domingo, 05.01.2020

Muestra de este Albacete Balompié son dos de sus futbolistas que, en verano, apuntaban a marcar la diferencia. La plantilla por aquel entonces se deshacía de Bela, Eugeni, Febas… e incorporaba otro perfil de jugadores como Dani Ojeda y Pedro Sánchez.

Sin embargo, la realidad ha sido cruenta y el nivel del canario y el alicantino se podría resumir en el partido de ayer en el Heliodoro Rodríguez López, donde ambos saltaron de inicio al encuentro.

En el análisis de la primera parte podríamos quedarnos sin calificar a ninguno de los dos. Desaparecido Ojeda y errático Sánchez, el Albacete vio como su rival, sin hacer un gran alarde de fútbol, se marchaba con 2-0 al descanso.

La segunda parte advertimos como todo se encaminaba a otra grosería para con el escudo del murciélago, con 3-0 en el electrónico y un equipo que no daba visos de tener orgullo ni capacidad de reacción.

Sin embargo, todo eso cambió cuando Manaj entró al campo y el Albacete anotó en menos de tres minutos dos goles. Primero el albanés tras un saque de esquina de Pedro Sánchez y después Dani Ojeda tras asistencia de nuevo del alicantino.

Fueron los únicos instantes en los que el Alba generó peligro a su rival, que diez minutos después anotaría el definitivo 4-2. El partido fue un fiel reflejo de lo que es capaz este equipo y esta plantilla. Capaz de encajar 4 goles y capaz de anotar dos en 180 segundos. Tremendo y sobre todo, peligroso.

Noticias relacionadas