Los calvos del Alba (III): Dertycia y como su alopecia empezó con Maradona

Escrito por: Rafael Gil

domingo, 03.05.2020

Estamos hablamos de uno de los futbolistas que vistió la camiseta del Albacete en los míticos años 90 que más se recuerdan en cuanto al exotismo del jugador. Con su look más que característico Óscar Alberto Dertycia fue un delantero corpulento que había maravillado en Argentina, que tuvo un exitoso paso por Italia y que se le guarda buen recuerdo en España, en los tres clubes en los que estuvo. Quizás no haya un calvo en la historia del Alba que esté más en las retinas de los aficionados. ‘Mr Proper’ o ‘Koyac’ han sido de alguno de los motes que le han atribuido en nuestro país.

Nacido en 1965 en la ciudad argentina de Córdoba, fue precisamente allí donde dio sus primeros pasos en el mundo del fútbol. Posteriormente se marchó a uno de los equipos con más solera del campeonato albiceleste como es Argentinos Juniors, en el cual despuntó y empezó a tener ofrecimientos de Europa. En 1989 la Fiorentina hizo un gran esfuerzo para traerse una de las promesas de laslatitudes sudamericanas en uno de los fichajes más revolucionarios que se recuerdan. En Italia, empezó a dar muestras de su gran fútbol y hacer goles importantes. La Fiore tenía una pareja en la delantera con el propio Dertycia y uno de los mejores arietes italianos de la historia como Roberto Baggio. Todo iba como la seda, máxime cuando estaba yendo con la selección absoluta de su país y jugando en punta de lanza junto al mismísimo Diego Armando Maradona.

Sin embargo, todo cambio en enero del 90, de compartir vestuario con el mejor jugador del mundo a tener un choque con él un partido de Copa italiana en un enfrentamiento contra el Nápoles, el bueno de Dertyciasufrió una grave lesión en los ligamentos de la rodilla que le llevaría a estar en el dique seco mucho tiempo. A pesar de lo sucedido no guarda rencor al ‘Pelusa’ que le visitó posteriormente en el hospital y se hicieron buenos amigos. La recuperación fue durísima y eso le llevó a sufrir alopecia nerviosa, de esta manera perdió su cabellera y Dertycia cogió su estética peculiar que le convirtió en un jugador único.

El delantero contó en posteriores entrevistas que sufrió una depresión severa y que eso hizo se perdiera el Mundial del 90. El mismo lo relataba a la revista de su país El Gráfico: «Yo no demostraba los nervios, pero sí, estaba nervioso: me faltaban los amigos, la familia, el entorno que tenía en la Argentina. No supe demostrar lo que me pasaba, lo tragué todo y tuve ese estrés de nervios que me provocó una alopecia universal, con la pérdida total del pelo.»

Una vez rehabilitado para la práctica del fútbol, hizo las maletas para probar fortuna en la Liga Española. De la mano del también técnico argentino Héctor Veira firmo por el Cádiz que contaba con  otras figuras como Mágico González o un jovencísimo Kiko Narvaez. Allí, Dertyciahizo 6 goles en 25 partidos y los gaditanos sufrieron para permanecer en la máxima categoría del fútbol español. En el verano del 91, el delantero de Córdoba se marchó a Tenerife donde vivió sus mejores años en Europa, allí estuvo un total de 3 temporadas. Fue en la 92-93, cuando de la mano de Jorge Valdano los chicharreros se metieron en la Copa de la UEFA, Dertycia y su compatriota Juan Antonio Pizzi hicieron una magnifica dupla con 9 y 15 goles respectivamente. Al curso siguiente, llegó a su mejor marca goleadora con 11 tantos, al mismo tiempo que fueron eliminados en octavos de final por la Juventus de Turín.

Fue entonces cuando por fin jugó en el Albacete, fue la última campaña en la que se consiguió la permanencia, aunque fuera en los despachos. Ya que fue aquella donde los blancos ganaron al Salamanca 0-2 en la promoción de descenso en el partido de ida, pero luego los charros remontaron con un 0-5 en el Carlos Belmonte. El Albacete pudo quedarse en Primera gracias al descenso administrativo del Sevilla. No obstante, también se hicieron cosas importantes como ganar 0-1 en el Camp Nou al Dream Team de Cruyff y se alcanzaron las semifinales en la Copa del Rey. En su estancia en tierras manchegas, dispuso de más 1.300 minutos en el campo y anotó 6 dianas. Precisamente fue el goleador del Alba en el partido de vuelta ante el Valencia en la ya mencionada semifinal, pero no se fue suficiente ya que tras el 1-1 de Mestalla, los ches ganarían en Albacete por 1-2.

Tras su andadura en Italia y España, Óscar Alberto regresaría a su país donde jugaría en equipos de su ciudadnatal, Córdoba. Y antes de retirarse tendría dos aventuras extranjeras todavía, una en Chile y otra en Perú.

¿Y qué es de su vida ahora? En este momento tiene enfocada su carrera profesional al mundo de la política, aunque tuvo algún amago para hacerse entrenador, Dertycia estuvo ligado en los despachos a una importante escuela de fútbol en su localidad y posteriormente fue presidente de la Agencia Córdoba Deportes. Una institución gubernamental que fomenta la práctica del deporte entre los niños, de la que aún sigue en su estructura.

Noticias relacionadas