Terrible: siempre que el Albacete gana la posesión… pierde el partido

Escrito por: Hugo Piña

sábado, 07.10.2023

Cuatro derrotas suma el Albacete hasta la fecha en su inicio liguero en la Hypermotion. Leganés, Tenerife, Santander y la última y en casa, ante el Levante. Todos equipos de la zona alta de la clasificación que han derrotado al equipo de Rubén Albés se han aprovechando de la -patente- fragilidad defensiva así como de alguna que otra ayuda arbitral.

En total, el Albacete ha caído derrotado ante los citados rivales encajando ocho goles. Demasiados, a decir verdad. Dos goles en contra por partido; una losa difícilmente superable para cualquier equipo. También para un Albacete que sin embargo se ha visto dominador en muchas fases de esos mismos partidos.

Parecen tenerle hecho el traje a medida al Alba de Albés. Y es que existe una tendencia en los partidos en los que el equipo blanco ha perdido: en todas las derrotas hasta la fecha, el Albacete ha ganado la posesión. Curioso pero que a buen seguro tiene su por qué.

Los rivales han aprovechado la manifiesta fragilidad defensiva del Alba para ‘ceder’ la pelota y contragolpear a los albaceteños. Tanto en el Belmonte como a domicilio, el equipo de Albés se ha visto cómo superaba por momentos a sus rivales pero como las contras de estos penalizaba el buen hacer en el resto de partido.

El Alba le ganó la posesión a Leganés en Butarque (33% frente a 66%), Tenerife en el Rodríguez López (37% frente a 62%), Racing de Santander en El Sardinero (44% frente a 56%) y Levante en el Carlos Belmonte (65% frente a 34%). Casualidad o causalidad, he aquí la posible respuesta a un equipo que curiosamente cuando no tiene la posesión dispone mejores resultados: victorias recientes frente a Andorra y Alcorcón, equipos con planteamiento dispares pero a los que el Alba cedió la pelota.

Como también hizo ante el Valladolid, donde el Albacete venció 2-0 y donde la posesión fue para los pucelanos en el Belmonte (44% frente a 56%). El choque hasta la fecha más reñido ha estado en el duelo ante el Burgos, donde el Albacete ganó el partido y ganó -por la mínima- la posesión: 51% frente a 49%.

Ruben Albés y su equipo de trabajo habrán de reflexionar y analizar estas condiciones en los próximos días, las cuales denotan una tendencia clarísima en el juego y sobre todo en el devenir del marcador final.